Es hora de cooperar

Compártelo:
Se ha presentado el borrador de Presupuestos de Navarra, y todavía es posible presentar enmiendas en el debate parlamentario. En estos momentos en los que se repite constantemente que la situación de pandemia ha afectado de forma desigual en los países, que esta crisis ha afectado enormemente a las personas y colectivos más vulnerables, y que solo saldremos de crisis global actuando globalmente, la Cooperación para el Desarrollo es clave para impulsar la protección social que los países más empobrecidos no podrán ofrecer a las personas más vulnerables después de la pandemia y garantizar así sus derechos. La pandemia ha demostrado la urgencia de políticas que garanticen los derechos humanos, promuevan vidas dignas y protejan los entornos de las poblaciones.
Desde la Coordinadora de ONGD de Navarra hemos realizado un análisis del presupuesto correspondiente a Cooperación para el Desarrollo y aunque celebramos que se haya cumplido con el mínimo recogido en el III Plan Director (16 millones), esperábamos que dicho mínimo sirviera de base y no de techo. En realidad esperábamos que se cumpliera con lo recogido en el acuerdo programático o por lo menos se le acercara. Porque no hay que olvidar que en el III Plan y en el mismo apartado, también se recogía que el porcentaje de AOD sobre el presupuesto sería el establecido en el acuerdo programático, y que solo se podría cumplir en caso de que la situación económica, consecuencia de la pandemia, lo hiciera posible. Según las declaraciones realizadas por parte del Gobierno, Navarra se encuentra en una situación de mejora económica que se ve corroborada por sus estudios realizados y que le permitiría cumplir con sus propios objetivos para la cooperación. Este año además, este compromiso sobre el porcentaje se ha visto reforzado con la firma del Pacto Navarro Contra la Pobreza y la Desigualdad por parte del Parlamento y la Plataforma de Entidades Sociales. Entre sus compromisos acordados, escritos y firmados por todos los grupos parlamentarios, está el de garantizar el cumplimiento de los porcentajes incluidos en el III Plan Director de Cooperación del Gobierno de Navarra. Los presupuestos para la cooperación al desarrollo en 2022 sólo van a suponer un 0,38%, lejos del compromiso recogido en el Acuerdo, que es del 0,5% para el año 2022 y que dificulta el cumplimiento del objetivo del 0,7% establecido para 2024.
A la postre, nos encontramos con una situación que se repite cada año: existe un incremento del presupuesto para cooperación, pero nunca se aproxima a lo acordado.
No podemos ni queremos “levantarnos” cada noviembre con las mismas reivindicaciones, no queremos ni podemos hablar únicamente de presupuesto, de dinero. La Cooperación Internacional para el Desarrollo va mucho más allá, va del trabajo solidario con poblaciones empobrecidas, va de la injusticia estructural que se vive en muchos países, va de la deuda que tenemos con ellos, va de la defensa de los Derechos Humanos, en definitiva va de nuestra responsabilidad en la mejora de la situación de las personas, no de números. Ahora es la oportunidad, en el debate parlamentario de los presupuestos, de cumplir con los compromisos políticos para disminuir las desigualdades y aumentar la solidaridad.
Juan Mª Erice Oronoz, Marta Palacios Ferrer, Isabel Larrión Langarica, Juan Ignacio San Miguel Pascual, Francisco Javier Abad Vicente, Belén Arnedo Alvarez y Noelia Gómez Martos (Junta de la CONGDN)
close

Suscríbete a nuestro boletín