Luis Enrique Hernández, Premio Internacional Navarra a la Solidaridad, visita el IES Huarte

Compártelo:

Luis Enrique Hernández,  director del Centro transitorio de capacitación y educación recreativa El Caracol AC, ha visitado el IES Huarte donde ha impartido una charla al alumnado sobre el proyecto que desarrollan en Ciudad de México de atención a las necesidades sanitarias y psicosociales de las personas sin hogar.

El Caracol, ha recibido este martes de manos de la Presidenta de Navarra, María Chivite, el Premio Internacional Navarra a la Solidaridad, en reconocimiento a la atención sanitaria, educativa y social prestada por esta asociación a las personas que viven en las calles de Ciudad de México.

En el acto de entrega, celebrado en el Salón del Trono del Palacio de Navarra, se ha subrayado el respaldo de la Comunidad Foral a su acompañamiento integral a las “poblaciones callejeras”, según terminología acuñada por la propia asociación, y la tarea de altavoz para dar a conocer la necesidad y el derecho de un rescate inclusivo a las personas que paceden la desigualdad.

Presidido por María Chivite, al acto también ha asistido el presidente de Laboral Kutxa, entidad cooorganizadora del Premio, Txomin García; el presidente del Parlamento de Navarra, Unai Hualde; el delegado del Gobierno en Navarra, José Luis Arasti; la consejera de Derechos Sociales, Carmen Maeztu; el consejero de Universidad, Innovación y Transformación Digital, Juan Cruz Cigudosa; y la concejala del Ayuntamiento de Pamplona / Iruña, Ana Elizalde.

El premio, instituido en 2002, tiene como finalidad reconocer a personas, ONG o instituciones que destaquen por su labor voluntaria en el ámbito de la cooperación internacional y al desarrollo y en la lucha a favor de los sectores y países más desfavorecidos. Además, el galardón reconoce el trabajo de quienes contribuyen a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y a la creación de un mundo más justo.

El Caracol es una organización cívica sin ánimo de lucro fundada en 1994 cuya misión consiste en “contribuir a la visibilidad e inclusión social de las poblaciones callejeras y en riesgo social”. Con 27 años de trayectoria ha sido la primera organización en ofrecer un modelo educativo a jóvenes que viven en la calle, además de haber editado material educativo especializado y un currículum de formación para personas educadoras de calle que ya se ha impartido a 3.500 personas, sólo en los últimos 3 años.

Noticia completa

Fuente: Gobierno de Navarra

close

Suscríbete a nuestro boletín